Brasil – Negros son minoría en las candidaturas municipales. «Es la retroalimentación de la hegemonía blanca». [Igor Carvalho – Douglas Belchior]

Brasil de Fato, 30-9-2020

Traducción de Pilar Troya – Brasil de Fato

Correspondencia de Prensa, 30-9-2020

El 15 de noviembre, 317 candidatos disputarán la alcaldía de las 26 capitales de estados brasileños. Del total, 208 son blancos (65,61%), 107 negros (33,75%) y 2 indígenas (0,6%). El levantamiento hecho por Brasil de Fato tomó en cuenta solo los postulantes al cargo de alcalde, sin contabilizar sus vices.

Con relación a 2016 cayó, proporcionalmente, el número de candidatos negros. Ese año, 210 candidaturas disputaron las capitales brasileñas. De ellas, 135 eran blancos (64,2%), 75 negros (35,3%) y un indígena (0,4%).

En 2016, las candidaturas negras fueron mayoría en siete capitales, todas de la región Norte y Nordeste: Aracajú (Sergipe), Belém (Pará), Boa Vista (Roraima), Maceió (Alagoas), Palmas (Tocantins), Salvador (Bahía) y Teresina (Piauí).

En las elecciones de este año, negros serán la mayoría de los candidatos en siete capitales, nuevamente. Esta vez, con la inclusión un municipio de la región centro oeste, Goiânia (Goias). Las otras seis son: Aracajú (Sergipe), João Pessoa (Paraíba), Macapá (Amapá), Manaus (Amazonas), Salvador (Bahía) y Teresina (Piauí).

Solamente en las tres capitales de la región Sur no habrá candidaturas negras. Sumada, la población de Curitiba, Florianópolis y Porto Alegre es de cerca de 3,5 millones de personas. En total, los tres municipios de la región tendrán 37 candidatos a las alcaldías en las elecciones de este año. Todos blancos.

Entre las candidaturas, apenas dos indígenas: Minoro Kimpala (Partido de la Socialdemocracia Brasileña – PSDB) en Rio Branco (estado de Acre) y Vinícius Miguel (Ciudadanía) en Porto Velho (estado de Rondonia). En 2016 era apenas uno: Gonzaga (Partido Socialista de los Trabajadores Unificado – PSTU) en Fortaleza (estado de Ceará).

El porcentaje de brasileños que se declaran negros es de 56,10%, de acuerdo con la Encuesta Nacional por Muestra de Hogares Continua del Instituto Brasileño de Geografía y Estadísticas (IBGE). Eso significa que, de los 209 millones de habitantes de Brasil, 108 millones son negros.Brasil negros II

Douglas Belchior, fundador de la Coalición Negra por Derechos, que fue candidato a diputado federal en 2018 por el Partido Socialismo y Libertad (PSOL), lamentó el índice bajo de candidaturas negras en las elecciones municipales de este año.

“Los partidos permanecen coherentes con lo que es el Brasil racista en que vivimos. ¿Y esos partidos que tienen para ofrecer a la sociedad brasileña? Más de lo mismo: lideres y proyectos políticos blancos, en un ejercicio continuo de retroalimentación de la hegemonía blanca, sea entre los conservadores de derecha, con su rencor esclavocrata, sea en la izquierda con su síndrome de superhéroes. Valientes héroes blancos, líderes de la masa de los miserables negros, con los cuales tienen cero afinidad racial y de clase. Eso es Brasil”, dice.

Partidos

Los seis partidos de izquierda concentran 36 (33,6%) de las candidaturas negras. En orden, PSOL (12), PSTU  (11), Partido Comunista de Brasil (5), Partido de la Causa Obrera – PCO (4), Partido de los Trabajadores – PT (4) y Unidad Popular – UP (3). Los candidatos negros representan 68,75% de las 16 candidaturas del PSTU en las capitales, el mayor índice del país.

Las otras 66,4% (71) candidaturas negras están divididas entre 24 legendas de orientaciones políticas de centro o derecha. Partido Socialista Brasileño – PSB y Solidaridad (5 alteraron la raza en esta elección) lideran, con 6 candidatos. Avante (4), Democracia Cristiana (4), Patriota (4) y Solidaridad (4) completan la lista. Tres partidos no tendrán candidatos negros en las capitales: Partido Laborista Brasileño – PTB, Partido Comunista Brasileño – PCB y Novo.

Belchior critica a las organizaciones políticas, pero distingue las de izquierda de las de derecha. “Tenemos partidos históricos que representan segmentos importantes de la sociedad. Y están esos, la mayoría, que son clientelares y funcionan como empresas electorales, un negocio grande y rentable”, señala el activista.

El considera que son partidos que fueron construidos para representar los intereses de la clase hegemónica,  que componen el campo conservador de derecha y luego están aquellos partidos que fueron construidos con base en la movilización de trabajadores y de una clase media preocupada socialmente que forman el espectro progresista de la izquierda partidaria, al cual se identifica.

«Esos defienden intereses más próximos de la justicia y derechos sociales. Por eso estoy afiliado a uno que, de este punto de vista, me representa. Pero ¿qué tienen en común todos esos partidos? Son hegemonizados por blancos. En eso son iguales, el racismo los atraviesa de la misma manera”, concluye.

Los comentarios están cerrados.

Tema: Baskerville 2 por Anders Noren.

Subir ↑