Brasil

Crece resistencia a la PEC 241 y al golpe de Temer en la Educación

Esquerda online, editorial, 25-10-2016 http://esquerdaonline.com.br/

Traducción de Ernesto Herrera – Correspondencia de Prensa

Por un lado, el gobierno avanza en ofensiva para aprobar proyectos de recolonización del país. En este lunes (24 de octubre), una vez más la cúpula reaccionaria y corrupta del Congreso Nacional se reunió para una cena, esta vez ofrecida por el Presidente de la Cámara, Rodrigo Maia. El grupo buscó hacer un encuentro “informal”, como lo dijo él mismo.

Del otro lado del ring, estudiantes y trabajadores de la educación refuerzan la resistencia. Ese día 24, convocado como Día de Luchas en Defensa de la Educación, en por lo menos 15 estados más el Distrito Federal, ocurrieron manifestaciones contra la PEC (Propuesta de Enmienda Constitucional) del Fin del Mundo, la contrarreforma de la Enseñanza Media y la “Ley de la Mordaza”.

Se hicieron actos callejeros, cortes de rutas y vías de acceso a las universidades, paralizaciones y aulas públicas en Alagoas, Bahía, Ceará, Distrito Federal, Espírito Santo, Maranhão, Mato Grosso, Minas Gerais, Pará, Pernambuco, Rio de Janeiro, Rio Grande do Sul, Roraima, Santa Catarina, São Paulo y Sergipe. Se destacaron los actos de Porto Alegre, Brasilia y Rio de Janeiro que, juntos, reunieron cerca de 15 mil personas. En algunos de esos, como en Porto Alegre, hubo represión policial.

Además de eso, si sumamos las más de mil ocupaciones de escuelas e Institutos Federales, este lunes marca la entrada de las universidades en el centro de la resistencia. Ya son 75 campos universitarios ocupados en todo el país. A lo largo de los próximos días, ese número debe crecer y en algunos lugares la tendencia es parar todo.

Atención! La educación está ocupada, no dejemos que entren

Mientras publicamos este editorial, en la Cámara de los Diputados ya ocurre la sesión que debatirá y votará en 2º turno la PEC 241. Lo más probable es que sea aprobada y, una vez más, con amplia ventaja para el gobierno. Después de pasar por la Cámara, la PEC será remitida al Senado Federal, donde deberá votarse el día 13 de diciembre.

Esa PEC, así como las demás propuestas del gobierno, es parte de un único proyecto de país. El “Puente para el Futuro” unificó a los de arriba y el objetivo es acabar con los derechos de la juventud y de todo el pueblo trabajador. El congelamiento de los gastos sociales por 20 años es solamente el primer paso para entregar de una vez por todas, los servicios públicos a la iniciativa privada y ofrecer en bandeja al Brasil a las aves de rapiña del imperialismo internacional, garantizando el pago de los intereses de la deuda pública.

La principal tarea de los movimientos sociales, entidades, colectivos, activistas, partidos políticos de izquierda y el conjunto del pueblo trabajador, es ganar musculatura y demostrarle a Temer y sus cómplices que estamos preparados para correr maratones para impedir su proyecto y derrumbar su gobierno.

Para eso, es preciso intensificar la movilización e “incendiar” la educación pública. Temer precisa saber: no será fácil, no dejaremos que entren.

Apenas comenzamos..

Unificar nacionalmente las luchas

Las ocupaciones se están multiplicando por todo Brasil. En poco tiempo, las universidades e Institutos Federales pueden ser tomados por sus defensores.

En Paraná, el movimiento se prepara para la realización de una gran asamblea estadual el miércoles (26 de octubre). El sentido es unificar el movimiento y coordinar la resistencia. Probablemente, esa asamblea debe encaminar una táctica común de lucha y una plataforma única de reivindicación. El movimiento ya comienza a percibir que una posible negociación con el gobierno del estado es insuficiente. Ese ejemplo debe ser seguido en todo el país.

Quien no sabe contra quién lucha, no puede vencer. La onda de ocupaciones, paralizaciones y luchas estudiantiles y de los trabajadores de la educación son el principal foco de resistencia al gobierno golpista. Es preciso que los comprometidos en esa lucha tengan esa conciencia. Siendo así, debemos mirar el blanco exacto: Temer.

Para eso, es urgente la unificación nacional de las movilizaciones. Ya se inicia la discusión entre la vanguardia, entidades y demás actores sobre la necesidad urgente de un Comando Nacional de Movilización y una plataforma nacional y única de reivindicaciones al ilegítimo gobierno Temer.

¡Vamos, estudiantes, no tenemos tiempo a Temer!